fbpx

Abrazar un Abrazador.

Un Abrazador es una excusa para abrazarse a uno mismo. Ese es uno de sus muchos secretos y motivos para existir. Cuando abrazas al muñeco, te abrazas a ti mismo en el gesto de abrazarlo. 

El aprender, nuestro sentido.

También es el final de nuestro primer libro que ayuda a crear vínculos afectivos. Nuestra isla nace de la explosión que genero una crisis llena de soledad y tristeza… y del negro salieron los colores: el azul se hizo mar y cielo, el amarillo sol, y de la fuerza de aquella explosión nació un ser que sin ojos, orejas ni boca, lo hace todo con el corazón.  

Con la fuerza de nuestra historia enseñamos a conectar con otros y a usar el corazón. Símbolo de fuerza, energía, vitalidad y transparencia. 

Aquel Abrazador no juzga, no entiende pero sigue adelante, acompaña, camina buscando lo que ama para encontrarse a sí mismo en la fuerza de un abrazo y en el susurro del viento que pronuncia su nombre. 

Nuestro humilde personaje es un símbolo de uno mismo. De seres que muchas veces nacemos de las crisis, resurgimos de las cenizas y nos encontramos a nosotros mismos caminando sin certezas ni caminos.

Un Abrazador es un símbolo que representa un ser con un corazón brillante, que le da fuerza y energía vital para seguir caminando a pesar de las dificultades. Un reflejo de los humanos que habitamos el planeta tierra con la certeza de la fuerza de nuestro corazón. Por eso abrazar un Abrazador es abrazarse a si mismo en el gesto de abrazarlo.

El corazón de uno a la altura del corazón de otros.

Con la manera en la que compras, puedes acompañar a otros con la misma soledad, miedo, tristeza o alegría. Si compras un gemelo para donar, estas poniendo el corazón acompañando a otros en un hospital, hogar de adopción, ancianato o escuela. Le llamamos modelo de consumo solidario, para que acompañes a otras personas con un amigo nuevo en un abrazo infinito.

Translate »